lunes, 30 de septiembre de 2013

Luchadísimo 4º puesto en los 1000 Km de Silverstone

Este año la carrera principal del Britcar ha sido la de los 1000 Km de Silverstone, ya que esta temporada decidieron no hacer las 24 Horas.
Volvíamos después del verano sin correr, y pese a eso yo llegaba más preparado que nunca. la gran novedad era que para la carrera de 6 horas de duración, contábamos de vuelta con Paul White, que en esta carrera se nos unía al equipo del Molser.




El coche no contaba con ninguna novedad y con una inscripción de lujo sabíamos que teníamos difícil la victoria, aunque teníamos claro que alguna opción si que teníamos.
Estaban inscritos los habituales, más un Aston más un Ferrari holandés, Un Riley americano, el Ginetta GT3 Oficial un prototipo, un última GTR, Un praga RS4 y varios coches más.
Al ser esta carrera la importante cuenta con un fin de semana muy completo alrededor, con muchas atracciones y actividades. La principal novedad era el premio para la pole possition muy jugoso, un reloj Joseph Kaspar valorado en 7.000 €!

Los entrenamientos libres fueron algo diferentes a lo habitual, ya que al tener que rodar muchos elementos que estaban nuevos en el coche, tuve la ocasión de pasar una hora rodando sin poder exprimir el coche lo que me dio una oportunidad de estudiar calmadamente la pista palmo a palmo sin tener que preocuparme de los tiempos o de la puesta a punto del coche.
Manuel y Paul hacían su trabajo, con Paul más entrenado y Manuel sufriendo la falta de actividad veraniega que se reflejaba en una dificultad en llegar a sus tiempos.
Llegó el qualy  con mucha presión. El reloj estaba en mi mente, y aunque sabía que batir a los Aston y Ginetta era muy difícil, sabía que teníamos alguna opción. Los 6 primeros coches estábamos todos en menos de un segundo en los libres.
Hice mi primer intento y logré un tiempo mediocre válido para el 4º puesto. me sentía realmente mal, me dolía el estómago y no me encontraba. Entregué el coche a Manuel y luego a Paul, ambos hicieron un gran trabajo. Yo mientras tanto sabía que tenía que recuperarme. Intenté vomitar y no lo logré, así que subí al coche en muy mala forma. decidí hacer una vuelta limpia, frenando en las referencias que sabía que podía usar y concentrandome en no tener errores. No pareció una vuelta increible, simplemente limpia. Al pasar por meta vi en el volante el 1:01:6 que ahora supone el record de Britcar en Silverstone, así como la vuelta más rápida que ha dado un Molser allí nunca, era además Media pole!
Digo media pole porque en esta ocasión había dos sesiones y el tiempo sería la suma de los dos. Tenía una diferencia brutal de 6 décimas sobre el Gineta, pero para lograrla tendría que no permitir que me metiesen 6 décimas en la segunda sesión.





Para hacer 2:01´s hay que ir al límite
La segunda sesión fue durísima, el coche no era el mismo y por un error en las presiones el tiempo no salí. perdí con tráfico las vueltas buenas y solo me quedaba minimizar daños. por la radio me decían los tiempos que no eran suficientemente buenos, estaba sexto a 1,2 segundos de la pole y se me acababan las opciones. Cuando faltaban 5 minutos logré hacer una vuelta que me dejaba a 4 décimas de la pole y 5º de la general, lo que era suficiente para la ansiada y valiosa pole!



Llegó el día de la carrera y las esperanzas eren buenas. Sabíamos que lograr una victoria era casi imposible, pero sabíamos que teníamos una remota opción. El ritmo de los Aston era muy fuerte con todos los pilotos ya que son coches mucho más fáciles de conducir, lo que les daba una ventaja en el ritmo.
Cabrones...

En la parrilla se hizo la entrega del reloj en una ceremonia muy bonita, mi sorpresa fue que cuando abrí la preciosa caja del reloj, lo que encontré fue un CASIO de 20 euros!!!! para descojone del equipo que se había encargado de cambiarlo de acuerdo con los organizadores!, tras mi cara de alucine ya me dieron el reloj verdadero.
Parrilla antes de la carrera
La salida fue bien, pero desde la primera vuelta me di cuenta de que el coche no iba bien, no podía seguir el rito de carrera y me pasaban muchos coches, bajando al puesto séptimo. Entregaba el coche a Paul que tampoco lobraba acercarse a sus tiempos y caíamos en la clasificación, y lo que era peor los Aston funcionaban como relojes!
descubrimos el error antes de entrgar el coche a Manuel, y es que un error en las presiones hacía el coche inconducible. Subsanado el error, Manuel hacía un gran Stint recuperando algunas posiciones.

Fuimos logrando recuperar terreno llegando al tercer puesto, peleando con el Riley y cazando al Aston de nuestros amigos Bailey y Shultz. El que ya no era una opción eran Abra y Poole en el otro Aston que nos llevaban una distancia insalvable.
Según nuestra estrategia cazaríamos al Aston que marchaba en segundo puesto a 10 minutos del final conmigo en el coche y el tercer puesto estaba "garantizado" Conmigo ya en el coche y todo marchando según el plan llegó la sorpresa! tendríamos que hacer una nueva parada a 20 minutos del final, parada que nos hacía no solo perder el tiempo de la parada sino que enfrentar a Manuel al piloto profesional del Riley que nos estaba cazando.
Esto vino provocado por un error entre el Briefing de pilotos y el reglamento, por el cual hubo un malentendido que se deshizo de la peor manera para nosotros, teniendo que hacer esa parad extra.
El resultado fue que perdimos opción a segundos y que estábamos terceros con el cuarto cazandonos muy rápido. Hice las cuentas y le comunique a Manuel Cintrano que si lograba hacer su vuelta más rápida que había hecho todas las vueltas que quedaban, justo nos cazaría en el último segundo.
El Reily cazándonos y sacándonos del podium.
La consigna era clara! dalo todo, arriesga todo, ya que es la única opción que teníamos. Hacer una vuelta es una cosa, pero hacerla en carrera, con tráfico y con la presión de recaer la responsabilidad de la carrera en tus manos es otra muy diferente. Manuel nunca había vivido tanta presión.
A falta de dos vueltas Manuel hizo un rompo perdiendo el podium, pero aunque dicho así no suena bien, la realidad es muy distinta. Perdimos, si, pero perdimos luchando y Manuel hizo un error cuando había que hacerlo. parar al Riley era casi imposible y solo la opción del riesgo podría lograrlo. Bien hecho por Manuel Cintrano que vivió unos minutos inolvidables.
Finalmente cuartos, pero orgulloso de haber plantado batalla. Cometimos errores que nos costaron el segundo puesto, así que seguramente no lo merecimos.
Volvimos a España con ganas de mejorar y con un reloj precioso!!!
Manuel y Paul hicieron un buen trabajo. Paul está a un gran nivel y Manuel pese a acusar el verano y pasar una época un poco distraida, violverá por sus fueros, la experiencia de haber tenido la carrera en sus manos no es fácil de olvidar la primera vez que te pasa.

No se cual será la siguiente carrera, ya que tenemos abandonado el Cto, en cualquier caso os mantendré informados por aquí.

 Una de las alegrías ha sido tener de vuelta a Nick, que sufrió un terrible accidente que hizo que casi nadie contara con volver a hablar con el, ni hablemos de volver a trabajar en un coche de carreras y ahí lo tuvimos! (en la foto cambiando el "Get well soon" por un "gOt well soon")